El Santo Sepulcro:

SE CONSTRUYE LA BASÍLICA

 

 

    Plano de la Basílica de Constantino

 

Según las fuentes escritas de la época, Constantino bajaba hacia Jerusalén cuando el obispo de la ciudad, llamado Macario, fue a su encuentro en Nicea. El obispo Macario debía saber el lugar donde se hallaba sepultado el Santo Sepulcro, pues este dato debió ser transmitido por los recuerdos concretos de las familias judeocristianas. Constantino, en esta entrevista, debió escuchar fascinado, junto  a su madre Elena, los relatos del obispo sobre el estado de abandono de los santos lugares. A partir de ello, Constantino tuvo la idea de excavar la zona a la busca del Gólgota y del Santo Sepulcro para construir una basílica. Se ha conservado una carta del año 325 en la que Constantino comunica a Macario su proyecto de destruir los templos de Adriano, de volver a excavar el área y de edificar una basílica.

 

Anterior
Menú
Siguiente

www.espejodelevangelio.com